Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

El cabo de la prosperidad

Con unos ocho kilómetros de costa, la playa de Cabo Rojo es una de las más visitadas por los pobladores de la Provincia y zonas aledañas. Esta extensión de mar, hasta hace algunos años, era un balneario de acceso limitado debido a las explotaciones de bauxita que se realizaban en la zona y que llenaron de prosperidad a la provincia por muchas décadas. Actualmente gana protagonismo por sus aguas y paisaje singular.

Cabo Rojo ha sido por muchos años puerto de pescadores que salen desde este punto a surcar los mares en busca de su sustento. Totalmente virgen, con una biodiversidad única y envidiable. Aquí se encuentra, al igual que en Bahía de Las Aguilas, una importante reserva de careyes juveniles.

SU PUERTO

El puerto de Cabo Rojo, con una longitud de muelle de 100 metros, fue construido para la exportación de bauxita y piedra caliza.